Publicidad

Música católica de adoración: panorama internacional

Publicidad  

En esta ocasión salimos de España y ponemos la mirada más allá de nuestro país, para acercarnos a la música y a los músicos católicos de adoración a nivel internacional. Tenemos un gran viaje para compartir y una gran aventura, conscientes de que hay muchísimos cantantes católicos y no podremos mencionarlos a todos.

Grandes personas han abierto camino en este género iluminadas por el Espíritu, con una unción especial. Volvemos a conectar aquí con el Rey David, con el ungido del Señor.

República Dominicana

En esta línea queremos abrir este viaje con Jon Carlo, de República Dominicana. Se dice de Jon que “sus padres no sabían qué hacer con su hijo” cuando fue a la cárcel al principio de los 90. Afincados en Nueva York, no imaginaban en el 1993 que, después de un retiro carismático, saldría enamorado de Jesucristo. En 2013 hizo su presentación en la Jornada Mundial de la Juventud en Río de Janeiro, y en algunos momentos, como la Vigilia con el Papa, también en la JMJ de Panamá (2019). Cantante, compositor y productor, Jon tiene 2 discos en su trayectoria: Mi más grande pasión y Tú eres más fuerte, además de participar en otras producciones. Jon es muy activo en la cultura latina. Vive en Mc Allen, Texas.

Adoración y alabanza tienen voz de mujer: Celinés, también dominicana, nos deja cautivados con su suave voz. Nos conmueven sus propias palabras: “Dar lo mejor a Dios no es dar mucho, es dar con mucho amor todo lo que tienes, aunque sea poco. Cuando Dios me inspiró esta Palabra, pensaba en la ofrenda de la viuda pobre (Marcos 12,41-44). Parecía que aquella humilde mujer había dado muy poco. Sin embargo, Jesús sabía que ella había dado con mucho amor y generosidad, TODO lo que tenía. Esto fue lo que conmovió su corazón. Seguramente su ofrenda pasó desapercibida para muchos, pero no para Jesús. Pues, como dice la Palabra, Dios no se fija en lo que se ve. Dios se fija en el corazón (1 Samuel, 16-7)”. Celinés nos regala a Jesús en su voz, con esa capacidad que tiene de acogerle y entregárnoslo en directo con su carisma de adoración y alabanza. De ella queremos mencionar su presencia en Cielo Abierto, uno de los encuentros de adoración más importantes, que reúne a una multitud de cantantes en México. Siguiendo en esta línea, no queremos dejar de mencionar a otras mujeres como Esther Hernández, compositora dominicana, o a guitarristas como Liana Polanco, que acompaña a muchas de ellas en sus momentos de adoración y alabanza o en sus producciones. Últimamente destaca Kairy Márquez, que reside en Atlanta, USA. En su edad juvenil, formó parte del Ministerio Juvenil del Centro Católico Carismático en el Bronx, como servidora en los retiros de jóvenes. Su álbum Volar fue producido por Jon Carlo, que le dio alas como Directora de Alabanza en su gira: “Traigo música de Dios”.

Argentina

Seguimos viajando y en esta ruta nos detenemos en Argentina, de donde es natural Kiki Troia, cantante, compositor y productor. Muchos le conocen por haber recorrido miles de escenarios y momentos de oración con el conocido cantautor católico Martín Valverde. Les vemos entrelazados en una larga historia de misión, Argentina-México. La aventura de Kiki Troia en solitario lleva también muchos años de recorrido, pero hace poco nos ha deleitado con un álbum a través de su Facebook live, donde nos brindaba maravillosas canciones que acercan a Dios. Kiki también es conocido como productor o pianista de algunos proyectos de cantantes católicos españoles, como Fray Nacho en sus primeros discos, o Nico Montero, o El Candil de María, que eligió el piano de este arreglista para la canción De María: El Abrazo; con la que cierra la grabación del proyecto misionero sobre el Rosario. En cuanto a Martín Valverde, le hemos visto recorrer cientos de países con su testimonio y sus canciones, que tanto nos han ayudado a crecer, adorar y rezar; recordaréis aquella mítica canción: Nadie te ama como yo, o sus primeros versos: “Cuanto he esperado este momento, cuanto he esperado que estuvieras así…”. Damos las gracias a los dos por su ministerio conjunto.

Desde Argentina nos llega otra mujer, Athenas, producida por Jonatán Narváez, que ha dirigido los proyectos de muchos músicos católicos en España: Marcelo Olima afincado en Almería, Roberto Vega, Luis Alfredo Díaz, Migueli, Beatriz Elamado, y artistas de otros países como, Querubines, Cristina Plancher, Daniel Poli, Carlos Seoane, Padre Juan Andrés Barrera, Marcela Gael, etc. Os invitamos a acercaros a todos estos cantantes católicos, a bucear por sus melodías y experiencias de Dios.

Athenas tiene en su recorrido musical 3 discos: Cristo Reina, Me basta tu gracia y Todo es tuyo. Junto a su marido Tobías Buteler al piano, son la cara visible de un grupo de hermanos que ponen su fe y su talento al servicio de la evangelización, para llevar a los jóvenes a Jesús a través de sus sencillas canciones.

Perú, Canadá, Estados Unidos…

Y en este recorrido, nos encontramos con un hecho sorprendente, el grupo musical de Siervas de Perú, una congregación de jóvenes de espiritualidad mariana nacida en 1998 con jóvenes de varios países hispanoamericanos. Sus hábitos llaman la atención sobre los escenarios o en los videos. En esa línea de vida religiosa comenzó la conocida cantante chilena Hermana Glenda, de la que conocemos sus míticas canciones, como Porque tengo miedo, y tantas y tantas. Ha dado miles de conciertos de oración por todo el mundo. Pero de ella hemos hablado en el primer artículo sobre música de adoración en España, donde reside actualmente.

De Canadá recibimos a Matt Maher, aunque se mudó a Arizona con su madre. Comenzó en la música y recibió una beca por parte del Departamento de Jazz de la Universidad Estatal de Arizona; se graduó en piano de jazz. Comenzó a asistir a St. Timothy Catholic Community en Mesa, Arizona. El encuentro con Rich Mullins e Ivory, un pianista de hotel, le ayudó a centrarse en hacer música para Cristo. Cuando el Papa Benedicto XVI visitó los Estados Unidos en abril de 2008, Maher dirigió la alabanza musical ante multitudes de miles de personas en el Rally de la Juventud, en Yonkers, Nueva York. Le vimos arrodillado con su guitarra en la Vigilia de Copacabana en la JMJ de 2013 en Río, presidida por el Papa Francisco. El canto que nos dejó a todos sin aliento fue Lord I Need You: sólo una guitarra y una voz para meternos en el corazón de Cristo, pobre humilde, crucificado y resucitado. Desde que firmó con Essential Records tiene una larga serie de Cd´s grabados.

Seguimos conociendo personas que nos llevan con el talento de la música al servicio de la oración y adoración;  nos encontramos con John Michael Talbot, franciscano, de nacionalidad estadounidense y fundador de la comunidad monástica The Brothers and Sisters of Charity en Eureka Springs, Arkansas. Con una discografía de más de 40 cd´s, su música es peculiar y sin duda nos acerca a Jesús desde otras perspectivas.

Mencionamos a algunos cantantes más que predican con su voz, su música, la Palabra de Dios y al Dios de la Vida, el único que tiene la última Palabra sobre la historia de vida de cada persona: Alonso Sanabria (Costa Rica), Marco López (Chile), Saily (Cuba), el grupo Alfareros (Rep. Dominicana), Pablo Martínez (Argentina) y tantos otros que a nivel internacional siguen colocándose de rodillas ante nuestro Jesús, compañero de camino y fatigas, de alegrías y consuelos. Sin duda, es Él el motor.

Como decía san francisco de Asís: “Por consiguiente, nada de vosotros retengáis para vosotros, a fin de que os reciba todo enteros el que se os ofrece todo entero”. ¡Qué así sea en cada corazón de los músicos católicos internacionales y nacionales!

 —El amado produce amor

Publicidad